En un mundo en el que cada vez tomamos todos más conciencia sobre la necesidad de respetar el medio ambiente y cuidar del planeta en el que vivimos, surge una necesidad de buscar nuevos materiales que sustituyan los plásticos derivados de residuos fósiles por materiales extraídos de materias primas renovables y que sean respetuosos con la naturaleza.

En la actualidad, son muchas las marcas que siguen utilizando plásticos en el proceso de fabricación de sus juguetes.
Esto implica un riesgo a la hora fabricar el juguete, y es que se consume materia fósil para fabricar los plásticos, lo que genera una ingente cantidad de contaminación en sus procesos productivos además de consumir una fuente de recursos que no es renovable.

Por eso, en Miniland decidimos dar un paso adelante y comenzar a fabricar nuestros juguetes a partir de materiales biobasados extraídos de forma sostenible de la naturaleza.

¿Qué son los juguetes biobasados?

Los juguetes biobasados son aquellos que se fabrican a partir de biopolímeros derivados de fuentes renovables de materia prima, como la caña de azúcar, las patatas, el maíz u otros residuos agrícolas.

Este proceso de fabricación permite reducir la huella medioambiental que generan, gracias a:

  • que se reduce la contaminación durante el proceso productivo,
  • las materias primas que se usan pasan a ser renovables y sostenibles
  • el resultado es un juguete duradero y resistente que garantiza su uso durante años

Por tanto, los juguetes biobasados son una gran oportunidad de abordar el problema medio ambiental que está atravesando nuestro planeta, siendo una alternativa responsable para todos los fabricantes de juguetes.

¿Cómo son los juguetes biobasados de Miniland?

Este año 2021, Miniland ha introducido 5 juguetes nuevos biobasados dentro de su colección de juguetes eco-friendly.

Estos juguetes vienen a completar una colección que iniciamos hace 2 años y que está compuesta de juguetes hechos en madera de bosques sostenibles (como stacking castle), juguetes fabricados con caucho natural de árboles de hevea (como sensory balls) y otros que contienen fibras de abeto, reduciendo la cantidad de plástico que se utiliza (como ECO Beams Building Set).

Los tres siguientes juguetes de Miniland están fabricados con materiales biobasados procedente de la caña de azúcar:

 

ECO Maxichain

Un juego de grandes cuentas ensartables, que combinan texturas y colores. Su gran tamaño está pensado para poder ser fácilmente manipulable por niños y niñas de 18 meses en adelante, y está especialmente pensado para aquellos niños con diversidad funcional motora, para disfrutar con la experiencia de juego durante horas ensamblando por suave presión, formando cadenas o clasificando por texturas y colores.

ECO Super Kim Bloc

40 piezas de construcción de gran tamaño que son muy fáciles de encajar y manipular por los más pequeños, con las que podrán desatar su creatividad para construir castillos, casitas, torres o cualquier invención que se les ocurra, mientras desarrollan su coordinación ojo-mano y se familiarizan con los colores, conceptos espaciales, estimulan su creatividad y su imaginación.

 

ECO Activity 123 ABC

El clásico set de letras y número para aprender sus trazos, ahora con materiales eco. Es la mejor forma de favorecer la psicomotricidad fina y aprender las letras y números utilizando sus cordones de algodón natural para seguir sus figuras.

Por otro lado, estos dos incluyen fibras de abeto en su composición, por lo que también son considerados biobasados:

 

ECO Activity Shapes

Juguete para ensartar diferentes formas geométricas en tres dimensiones, en sus 4 cordones de algodón natural de 1 metro. Es un divertido set que les ayudará a familiarizarse con nociones matemáticas y desarrollar la psicomotricidad fina construyendo collares de colores.

ECO Activity Pegs

Set de pinchos con las formas básicas (círculo, cuadrado y triangulo) con base de juego de espuma reciclada, tres cordones de juego de algodón trenzado y 8 diferentes propuestas de actividades. Genial para comenzar a familiarizarse con las formas y colores de manera divertida, favoreciendo la atención y concentración de los más pequeños.

Como ya has visto, en Miniland queremos poner nuestro granito de arena para construir una sociedad más respetuosa con el medio ambiente, desarrollando juguetes honestos y eco-friendly.

Reduciendo nuestra huella ambiental, conseguiremos entre todos un mundo mejor para las futuras generaciones.

¡Ayúdanos y se parte de la alternativa!